¿Qué tengo yo que mi amistad procuras? – Poema de Garcilaso de la Vega

El poema “¿Qué tengo yo que mi amistad procuras?” de Garcilaso de la Vega es uno de los más conocidos de la literatura española. Este soneto, escrito en el siglo XVI, es un claro ejemplo de la poesía renacentista española y evidencia la habilidad de su autor para plasmar el amor y la amistad en palabras.

Contexto histórico y literario

Garcilaso de la Vega fue uno de los poetas más importantes del Renacimiento español y uno de los creadores de la lírica renacentista en castellano. En su obra, se pueden apreciar las características de este movimiento literario, como la preocupación por la belleza y la perfección formal.

El poema “¿Qué tengo yo que mi amistad procuras?” fue escrito en el siglo XVI, en un momento en el que la poesía lírica estaba muy de moda en la corte española. Este poema en particular está dirigido a un amigo y se centra en la naturaleza de la amistad.

El poema

¿Qué tengo yo que mi amistad procuras?
¿Qué interés se te sigue, Jesús mío,
que a mi puerta, cubierto de rocío,
pasas las noches del invierno oscuras?

¡Oh, cuánto fueron mis entrañas duras,
pues no te abrí! ¡Qué extraño desvarío,
si de mi ingratitud el hielo frío
secó las llagas de tus plantas puras!

¡Cuántas veces el ángel me decía:
“Alma, asómate ahora a la ventana,
verás con cuánto amor llamar porfía”!

¡Y cuántas, hermosura soberana,
“Mañana le abriremos”, respondía,
para lo mismo responder mañana!

Análisis del poema

El poema comienza con dos preguntas retóricas que evidencian la perplejidad del poeta ante la amistad de su interlocutor. En los siguientes versos, se hace referencia a Jesús y se describe su presencia en la puerta de la casa del poeta en las noches de invierno.

TE PUEDE INTERESAR:  Ejercicios resueltos sobre los vicios del lenguaje

En los siguientes versos, el poeta reflexiona sobre su propia ingratitud y se arrepiente de no haber abierto la puerta a Jesús. Se hace referencia a las “llagas de sus plantas puras”, lo que sugiere una imagen de Jesús como un ser divino que ha sufrido por la humanidad.

En los últimos versos, el poema se centra en la voz del ángel que insta al poeta a abrir la ventana y ver el amor con el que Jesús llama a su puerta. Sin embargo, el poeta posterga su respuesta, lo que sugiere una cierta resistencia a la llamada divina.

Conclusión

El poema “¿Qué tengo yo que mi amistad procuras?” de Garcilaso de la Vega es una muestra de la poesía lírica renacentista española y evidencia la habilidad del autor para plasmar la complejidad de las emociones humanas en palabras. La reflexión sobre la amistad y la relación con lo divino es una constante en la obra de este poeta, que sigue siendo una influencia importante en la literatura española hasta el día de hoy.

Preguntas frecuentes

¿Qué significado tiene el poema?

El poema es una reflexión sobre la amistad y la relación con lo divino. El poeta se arrepiente de no haber abierto la puerta a Jesús y reflexiona sobre su propia ingratitud. A través del poema, se sugiere una imagen de Jesús como un ser divino que ha sufrido por la humanidad.

¿Qué características tiene la poesía renacentista española?

La poesía renacentista española se caracteriza por la preocupación por la belleza y la perfección formal. Los poetas de este movimiento literario se inspiraron en la literatura clásica y buscaron renovar la tradición poética española.

TE PUEDE INTERESAR:  Poema para decir que es hermosa

¿Por qué Garcilaso de la Vega es importante en la literatura española?

Garcilaso de la Vega es uno de los poetas más importantes del Renacimiento español y uno de los creadores de la lírica renacentista en castellano. Su obra ha sido una influencia importante en la literatura española hasta el día de hoy.

pexels photo 5797903